PODCAST

Cuídate, Sé Santo

Agosto 28th, 2011

SRD082811

Romanos 15:23-33

Bienvenido a Reflejando a Dios.

Luego de una visita a mi tío favorito, espero con anhelo sus palabras de despedida. Siempre me dice lo mismo: “¡Cuídate!”

No tengo la sensación de haber recibido la orden de hacer algo, solamente la cálida sensación de que mi tío me ama y me desea un viaje seguro hasta que vuelva a verlo.

¿Entonces por qué, cuando nuestro Señor dice “Sed Santos”, se nos eriza el pelo, aunque sea muy ligeramente, como si temiéramos que nuestros anhelos o sueños de éxito se verán obstaculizados? El que nos ama a todos con amor eterno sin duda habla en el mismo sentido que mi tío.

Él desea nuestro bienestar eterno, pero sin “santidad nadie verá al Señor” (Hebreos 12:14b). Los que somos “pobres en espíritu” somos dichosos (bendecidos) porque el nos hace íntegros (ver Mateo 5:3). Nos exige obediencia, pero su yugo es fácil y ligera su carga (Mateo 11:30). Su perfecta voluntad trabajando en nosotros, está diseñada para nuestra tranquilidad, para nuestro gozo.

Abraza una vida santa… visita reflejandoadios.com.

Tags:

Agregue su comentario

MÁS POPULAR