PODCAST

Una Esperanza Realista

Julio 14th, 2011

SRD071411

1 Pedro 1:3-12

Bienvenido a Reflejando a Dios.

Las personas que vivieron durante la Gran Depresión en los 30’s nunca olvidarán cómo fue. Un día la gente era rica y al día siguiente su riqueza se había ido para siempre. La gente quedó desempleada, muchos perdieron sus casas, sus granjas y sus negocios. Las familias pasaban hambre, el miedo era común y el gobierno parecía impotente. Todo lo que la gente tenía se había ido de repente.

Algunos ponen su esperanza en su edad, su salud o fuerza física. Otros ponen su confianza en la familia o amigos. Algunos confían en sus bienes. Todas estas cosas pueden pasar. Ninguno de nosotros será joven para siempre. La salud y la fuerza física pueden quedar en un recuerdo. Los seres queridos pueden morir. Las familias pueden separarse. Contamos con amigos que no siempre pueden estar ahí para nosotros. Nuestra riqueza se puede acabar de un momento a otro.

Como cristianos tenemos un esperanza viva. Nuestra esperanza en Jesucristo quien nunca fallará y vivirá para siempre. Tenemos “una herencia indestructible, incontaminada e inmarchitable” (1 Pe. 1:4).

Abraza una vida santa, visita reflejandoadios.com.

Tags:

Agregue su comentario

MÁS POPULAR